FLOCULACIÓN DE LA PISCINA

El agua turbia en una piscina no son más que partículas o impurezas que están en suspensión. Nuestra agua está llena de partículas finas que son tan diminutos que no se filtran con ninguna de los sistemas que utilicemos. Por eso, permanecen en suspensión y el agua se torna turbia.

El calor es uno de los factores de descomposición de agua y es ahora más que nunca cuando queremos tener nuestra piscina perfecta. Pues tenemos la solución práctica a este pequeño problema . El floculante para piscinas es uno de los químico encargado de mantener limpia el agua, es el activo que elimina la turbidez.

¿Cómo actua el floculante?

Es bastante sencillo, el floculante recoge y agrupa todas las partículas minúsculas y se hunde al fondo de la piscina. Posteriormente debemos de pasar el limpiafondos que recoge, ahora sí, la suciedad agrupada en una sola unidad. Sin embargo, hay partículas que no llegan a formar uniones lo suficientemente grandes como para hundirse. Por ello, acabarán llegando a las unidades de filtración de la superficie.

Gracias a los activos químicos floculantes, ese polvo fino o sedimentos dispersos se concentran, creándose una única masa de suciedad o flóculos. Así, conseguimos una limpieza y eliminación total de impurezas en el agua.

El floculante tarda entre 8 y 12 horas en hacer efecto y es recomendable aplicarlo de noche

Debes de tener claro que:

El floculante no elimina la suciedad

Aglutina las minipartículas y este polvo se concentra en los denominados lóculos

Los flóculos acaban pesando más que el agua y acaban siendo decantados a la base de la piscina.

Con el limpiafondos eliminamos del agua los lóculos

El resto de partículas quedan atrapadas en la arena del filtro.

Deja una respuesta